Páginas

Páginas vistas en total

Suscribirse por correo electrónico

domingo, 31 de marzo de 2019

“New York no es el cielo”, del poeta colombiano Manuel Tiberio Bermúdez




Ed. Tipografía Amaya, Caicedonia, Valle, Colombia, 2017, 106 páginas. ISBN 978-958-48-2155-3.

Siento un particular aprecio por el tipo de poesía que nos brinda el autor en su poemario “New York no es el cielo”, donde la sonoridad de la lengua es la que empleamos en América Latina y que en su obra adquiere una relevancia particular y encuentra uno de sus mejores ejemplos.

No precisa Manuel Tiberio abusar de las posibilidades de la metáfora, de la potencia de las imágenes (recurso que otros convierten en la única riqueza de sus textos) para expresar aquello que siente y recuerda, las instancias y los rincones de una vida plena de sensibilidad. Es la suya, sin embargo, una escritura que se aparta de cualquier sentimentalismo e inclusive es bien capaz de manifestarse mediante el buen uso del sarcasmo y la ironía, en aquellos episodios en que tales formas son las mejores vías para transmitir algún aspecto con todavía mayor intensidad.

El lenguaje empleado por Manuel Tiberio Bermúdez en “Nueva York no es el cielo”, no por resultar directo y hondo, deja de apelar por ello a las sutilezas y la maestría que implica en nuestro idioma la alusión indirecta, un templado mecanismo que opera por elusión para dejar mejor sentado aquello a lo que se refiere. Y aquello a lo que se refiere la poesía de Manuel Tiberio Bermúdez es lo que hemos encontrado infinitas veces en los buenos libros que hemos leído, esos escritos con sincera paciencia, bordando verso tras verso el gobelino entero del alma humana, de sus pasiones y sublimidades, de sus caídas y alturas, así como de todos los rangos medios que, en definitiva, completan la imagen genuina de lo que somos.

Estos pequeños milagros reunidos por Bermúdez bajo un título común, son capaces de producir en el lector una identificación paulatina, un efecto que se acentúa página tras página. Sucede que su discurso poético, directo y potente, sin medias tintas, le posibilita llegar acabadamente hasta la sensibilidad de quien lo lee. Es entonces que comprendemos que hay circunstancias y sentimientos que no son patrimonio exclusivo de un solo hombre, sino propios de todos nosotros, por semejanza o hasta por igualdad sensible.

Este poemario puede ser entendido como un texto de trayecto, de viaje y aprendizaje, una suerte de Bildungsroman, pero en verso; aunque reducir su imagen a lo anterior sería hacerle una justicia incompleta al volumen. Sin duda, podría el poeta no haberse movido jamás de su lugar de origen y de todas maneras, haber escrito lo que contiene este libro. Ello, porque “Nueva York…” también se refiere a una travesía interior, la de un autor que navega entre recuerdos, vivencias y asociaciones con el pretérito, buscándose siempre y encontrándose a sí mismo la mayoría de las veces. Aunque Bermúdez demuestra saber siempre que lo importante no es ese encuentro, sino el mismo desplazamiento. Una invitación a realizar una viaje quizás inmóvil es “Nueva York no es el cielo”, valga la paradoja, y desde luego que vale la pena aceptar tal convite.

Luis Benítez

domingo, 24 de marzo de 2019

La buena narrativa recibe en “Habitación 945”, de Alejandro Frías




Cuentos, 128 pp. Ed. Desde la Gente, Buenos Aires, 2018, ISBN 978-950-860-307-4

 El hombre podría ser definido como aquel animal que narra. Generalmente, sin darnos cuenta, todo el tiempo estamos contando algo, bien a otros, bien a nosotros mismos. Claro que construir ese relato en función de la cosa literaria es asunto muy distinto: un universo diferente de aquello que llamamos lo real posee otras reglas y quien las maneje con la mayor pericia será capaz de sumar acertadamente lo que cuenta a la extensa tradición de la ficción. Descubrir que alguno ha entrado con su obra y con pleno derecho, en esa otra cosmogonía, es para el lector un momento especial. Uno como el que se vive al incursionar en las páginas del volumen de cuentos titulado “Habitación 945”, del argentino Alejandro Frías, recientemente publicado en Buenos Aires por el sello Desde la Gente (http://desdelagente.tiendas.coop/)

Breve pero contundente, esta colección de cuentos del autor mendocino reposa sobre una construcción cinematográfica que permite visualizar cada movimiento de los protagonistas y coprotagonistas  y a la vez, gozar de ese privilegio que tiene la literatura sobre el cine: internarnos en lo que viven y sienten los personajes más allá de sus gestos, decires y acciones. Sin embargo, Frías no desciende en su discurso a ese exceso de detalle tan propio de los autores todavía no experimentados, ese regodeo descriptivo que embarra el desarrollo y detiene el suspenso. También como en la pantalla, esa ventana que da a la ficción, la diégesis de cada cuento es medida exactamente en su expresión, donde cada pormenor se nos presenta en función del eje principal, que es el relato mismo.

La edificación de la media docena de ficciones que conforman “Habitación 945” ofrece similares características, prácticamente sin fallas en sus cimientos, sin que se perciban diferencias de calidad en los materiales empleados para sostener tramas, desenvolvimientos narrativos y finales de obra. La estructura es la clásica: comienzo, desarrollo y finalización, donde en esta última se devela el conjunto. Mas Alejandro Frías conoce cómo llevar de las narices a sus lectores hasta la última página, brindándoles la necesaria cuota de suspenso y misterio, alimentando la intriga con indicios –unos verdaderos, otros falsos, en la mejor tradición del género- que obligan a postergar cualquier otro asunto hasta resolver, de la mano del autor, cuál es el sentido de esas vidas atrapadas en plena acción al abrir el libro.

Así, en “El original Alfonso”, el primer cuento que enfrenta nuestra sensibilidad, tendremos certezas que tal vez no se cumplirán en cuanto a saber qué sucederá en un rincón siniestro y clandestino del mundo del arte y el más enfermizo coleccionismo. En “Doppelgänger” –uno de los mejores cuentos que yo leí en una década- nos topamos con una respuesta y mucho más que otra vuelta de tuerca dada al célebre “William Wilson” de Edgar Allan Poe. Con el tercer relato, “Un caramelo por cinco centavos”, transitamos por los senderos del realismo sucio donde Vargas, El Bola y Tiny habrán de resolver sus pesadas cuestiones, mientras que en “Los de Arriba” un joven matrimonio de la sufrida clase media descubrirá cómo el sexo ofrece posibilidades más amplias que las habitualmente conocidas y hasta puede ofrecer sus buenas sorpresas, apenas uno se acostumbre a observar y escuchar más atentamente lo que sucede alrededor y dentro de nosotros mismos.

“La foto de las primeras vacaciones”, el quinto relato de nuestra cabalgata por la muy buena narrativa de Alejandro Frías, revela que los secretos de familia a veces tienen sus buenas razones para ser tales.
El último trabajo, el que le da título a todo el libro, de una notable perfección formal y estilística, no duda en acudir a la más fría ferocidad y las más cruentas sugerencias para llevarnos precisamente a esa “Habitación 945” a donde quiso conducirnos el autor, a través de pasillos unos oscuros y otros engañosamente iluminados, para que al abrir esa puerta tan esperada comencemos a lamentar que el libro ingrese en sus páginas finales. Pero bien: eso solamente pasa con los buenos libros y dentro de aquel cuarto, viendo lo que parece que están haciendo el protagonista-narrador y Darío con esas chicas, Sonia y Andrea, comprendemos que sí, que acabamos de leer, justamente, uno de esa exacta categoría.

Sobre el autor
Alejandro Frías nació en 1969 en la provincia de Mendoza, Argentina. Publicó los libros Serie B (cuentos, 2004), Todos los chicos (cuentos, 2007) y Los Mataperros (novela, 2015).

Luis Benítez

jueves, 21 de marzo de 2019

“Entre las ruinas”: una precisa construcción de la poesía




“Among the ruins / Entre las ruinas”, tal es el título del poemario del estadounidense George Franklin, con traducción al español de Ximena Gómez, recientemente publicado por Katakana Ediciones, sello con sede en Miami, EE.UU., en edición bilingüe, castellano/inglés (ISBN : 978-1-7321144-4-9).

La treintena de poemas que componen el volumen de referencia evidencian una sorprendente unidad, donde cada trabajo -sin perder su valor individual- se acopla a cuantos lo preceden y siguen, como partes de un rompecabezas que nos presentan, al finalizar la lectura, la imagen completa de un universo ya propio y muy personal. Se trata del primer poemario de George Franklin, pero tal habilidad discursiva y tan precisa noción de la estructura que anima y vertebra a una colección poética nos indica claramente un largo oficio escritural. Como decía el gran César Vallejo: “No hay Dios / ni hijo de Dios / sin desarrollo”, y este poemario inicial bien lo confirma.

La referencia culta significativamente ensamblada con la alusión a situaciones propias de la vida cotidiana -para propiciar el surgimiento ante el lector de terceros sentidos- está presente en estos poemas, surgiendo aquí y allá para brindar las claves de todo el conjunto. Así, refiere el autor en su poema “Spider Fights / Lucha de arañas”: “En los campos de trabajo del norte, hay luchas entre arañas / Me lo dijeron mis estudiantes la semana pasada / Como los presos cazan arañas, las almacenan / En botellas de vidrio, las ceban con polillas e insectos / Hasta el día en que cada una de ellas trata / De arrancar a mordiscos la cabeza de la otra / Mientras los prisioneros hacen apuestas y miran. / Esto me recordó de inmediato al Conde Ugolino / En Dante, que roía la espalda del esqueleto / De su enemigo Ruggieri, el hambre, como la ira, / Jamás se satisfacían. Eso es estar en el infierno / Pensé, pero no estaba totalmente en lo cierto.”
Franklin, de igual modo que su compatriota Theodore Huebner Roethke, gusta de apelar a menciones del mundo natural, creando con vegetales y animales exactos climas que transparentan una aguda observación de la misma condición humana, reflejada con mucha precisión mediante este juego de imágenes. Asimismo, tal como el británico Edward James Hughes, destaca Franklin la inocencia salvaje de ese evocado universo de la naturaleza, lo que subraya aun más la contraposición con el humano. Dice el poeta de “Entre las ruinas”: “Para el cuervo es maravilloso graznar. / Deja a otras aves silbar, gorjear, /Arrullar. Los cuervos hablan el lenguaje / De vendedores ambulantes, recaudadores / De impuestos, capataces de fábrica, /(...) Alas negras que de pronto oscurecen la acera, / Vienen a descansar en las farolas, chillan / Gritos macabros de amor y pánico, / Saben recelar de todo lo que no puedan / Triturar con el pico y comer.”

Mención aparte y muy destacada acerca de la impecable traducción realizada por la poeta colombiana Ximena Gómez, que ha logrado trasladar a nuestra lengua la sutileza bien impregnada de potencia que caracteriza a la versión original de estos notables textos poéticos.

Sobre el autor y su traductora

George Franklin ejerce el derecho en Miami, e imparte talleres de poesía y escritura en las cárceles del Estado de La Florida. Sus poemas han aparecido en varias revistas, entre ellas The Three Penny Review, Cagibi, BODY, Salamander y The Wild Word. Ha sido traducido por Ximena Gómez y publicado en Nagari, Alastor, Raíz invertida, Conexos y Carátula. Su libro “Traveling for No Good Reason” fue ganador del concurso 2018 de Sheila-Na-Gig Editions Poetry Manuscript Contest y está próximo a aparecer en la editorial del mismo nombre. “Among the ruins/Entre las ruinas” es su primer poemario publicado.

Ximena Gómez es de nacionalidad colombiana, poeta, psicóloga y traductora y vive en Miami. Poemas suyos han aparecido en Nagari, Conexos, Círculo de Poesía, Carátula y Raíz Invertida, Ligeia y Espacio poético 4 y han sido publicados en versión bilingüe en las revistas Sheila Na-Gig y Cagibi, donde fue nominada para el premio Lo Mejor de la Red en 2018. La editorial Torremozas de Madrid, España, publicó su poemario “Habitación con moscas” (2016). Sus traducciones de poesía norteamericana al español se han publicado en las revistas Alastor, Conexos y Nagari.

Luis Benítez

lunes, 18 de marzo de 2019

Firma de escritores en la 45ta. Feria del Libro de Buenos Aires




La directora de la Colección Ojo Lector, Lic. Viviana Rosenzwit, y el escritor Luis Benítez, en el stand de Moglia Ediciones en la Feria del Libro de Buenos Aires.

Desde el 25 de abril hasta el 13 de mayo se celebrará la 45ta. Edición de la Feria del Libro de Buenos Aires, siendo en esta ocasión Barcelona la ciudad invitada de honor. Han confirmado ya su presencia John Katzenbach, Arturo Pérez-Reverte, Rosa Montero, Santiago Posteguillo, Gael Faye, Sandro Veronelli, Carlos Fonseca, Anselm Grun, Sergio Ramírez, Bryce Echenique, Gioconda Belli y Laurence Debray (hija de Regis Debray), entre otros invitados internacionales que participarán en los más de 1.500 actos culturales programados.

Asimismo se realizará el Quinto Encuentro Internacional de Booktubers, con la participación de lectores activos de países hispanoparlantes, que este año cuenta con la participación de los mexicanos Claudia Ramírez y Alberto Villarreal. Habrá actividades especiales que reunirán a bloggers y bookstagrammers.

La variada oferta del encuentro incluye la firma de autores locales y en el caso del stand de Moglia Ediciones, el 532 del Pabellón Azul, hasta la fecha el cronograma es el siguiente: Pablo Melicchio firmará ejemplares de su novela QuiniFreud el viernes 26 de abril de 18 a 20 hs. Luciana Prodan hará lo propio con su libro de cuentos titulado En sangre viva, el sábado 27 de abril de 18 a 20 hs. Luis Benítez firmará ejemplares de su volumen de cuentos Las ciudades de la furia el día domingo 28 de abril de 16 a 18 hs.; Irma Verolín, de su novela La mujer invisible, el día miércoles 1º mayo de 16 a 18 hs. y Aníbal Leserre de su libro de cuentos 13 Historias desparejas y un desenlace... el viernes 3 de mayo de 18 a 20 hs. Mario Capasso firmará ejemplares de su libro de cuentos breves Una palabra trae la otra, el día miércoles 8 de mayo de 16 a 18 hs. y Patricia Severín, de su novela La Tigra, el sábado 11 de mayo de 16 a 18 hs. Ramón Alfredo Blanco firmará sus libros Encuentros –diálogos con escritores latinoamericanos- e Historias leídas en tu cuerpo, el lunes 29 de abril de 18 a 20 hs. y el viernes 3 de mayo de 16 a 18 hs., mientras que Marta de París firmará ejemplares de Marta de París, vida y obra comentada, el viernes 3 de mayo de 16 a 18 hs. Ingresos al predio:  Av. Sarmiento 2704, Av. Santa Fe 4201, Juncal 4431, Ciudad Autónoma de Buenos Aires.